encorda2
Alpinismo Autorrescate Montaña Febrero, 2011

Rápel de fortuna, sobre seta de nieve

Bajar siempre es más difícil que subir. Podemos aumentar nuestra seguridad en el descenso de un corredor con nieve dura empleando una seta de nieve. Si la seta es buena, podríamos incluso rapelar verticalmente. Os dejo algunas recomendaciones que responden al sentido común por la experiencia de haber realizado varias.

– Si la nieve no tiene condiciones, está muy blanda y no se puede apelmazar, no os molestéis en hacer setas de nieve.

– En la construcción, realizar un ángulo que impida que salga la cuerda hacia arriba.

– En la parte de arriba de la seta podéis poner algún tipo de material, mochilas o tejido para que la cuerda tenga más apoyo sobre la nieve, pero el último habrá de sacarlo o dejarlo.

– Para evitar lo anterior y como recomendación en el rápel de fortuna, es que sólo el último que rapela lo hace sin seguridad adicional, los que bajan antes que el último, lo pueden hacer con seguridad extra, si se rompe la seta quedará el rápel de dos piolet por encima, por ejemplo, el último retira la seguridad extra y con la tranquilidad de que la seta aguanta.

Seta de nieve

Seta de nieve. Foto andy_alpina

– En la foto vemos que las cuerdas salen juntas de la seta. Yo prefiero que lo hagan tangencialmente, a mí me lo enseñaron así, supongo porque se somete a menos tensiones al conjunto en general.

REEDICIÓN: Dados los comentarios posteriores, creo demostrado que si abrazamos la seta ¡es mejor!, en esta seta de nieve se ve la cuerda abrazarla y con seguridad extra, foto gentileza de andy_alpina.

Os pongo un vídeo de Avigamo, en el que fabrica una seta en una nieve dura muy buena. En esas condiciones el tamaño no importa tanto 😉

Imagen de previsualización de YouTube

También puede interesarte

Caída en grieta: rescate y hospitalización

24 Febrero, 2014

Progresión con crampones en hielo y nieve con técnica de todas las puntas

6 Marzo, 2013

Técnicas de autosocorro: rápel desde piolet recuperable

17 Febrero, 2011

Deja una respuesta

6 Comentarios

  • Responder Tomás 21 Febrero, 2011 a las 10:36 pm

    Hola encorda2,
    Lo primero felicitarte por tu blog, es un gran trabajo.
    Me toca defender mi seta, porque esa seta la hice yo.
    La foto la puse yo en un reportaje de foropicos hace unos años y supongo que la habrás extraído de ahí.
    El que rapela en la foto soy yo y como método de seguridad extra utilizaba un prusik. La seta era suficientemente solida y he rapelado de unas pocas para tener un cierto criterio sobre ello viendo la calidad de la nieve y sobre
    todo más importante, todos los años me permito el lujo de dedicar un fin de semana a practicar seguros en nieve comprobando lo que son capaces de aguantar con caídas aguantando toda la carga del tirón. Por supuesto reasegurando a otros dos seguros pasivos por si el anclaje principal falla.
    Y en pendientes francas.
    He probado esto en distintas calidades de nieve para tener un criterio suficientemente claro como para discernir la que aguantara sobradamente el rapel o la que requerirá otro método.
    En el caso de esta seta, a mi en el curso de alpinismo que hice en su día, me enseñaron a hacerla como se ve en la foto y la bibliografía sobre la que se basaban en el curso era el libro de Maximo Murcia “manual de escalada en hielo y nieve” en ese manual no solo explica a hacerlo como la que hecho yo, sino que va más allá y hace una gaza a la cual coloca un mosquetón y pasa la cuerda por el, lógicamente luego se recupera del cabo que no tiene la gaza.
    De esa manera se pretende que la cuerda abrace la seta e impida que se pueda salir la cuerda accidentalmente, por ej. si por un resbalón hicieras un pequeño péndulo.
    Otro libro que explica la seta aprox. igual que la de la foto es “alpinismo la libertad de las cimas”. Manual muy completo que también tengo y con el que complemento mis manuales de referencia.
    No quiero que te tomes a mal mi comentario.
    Solo es una explicación de porque y como hago las cosas y porque creo que la seta esta bien hecha, de hecho repelamos 5 personas sin ningún problema y aún nos tocó rapelar de otras 2 más ese día y en una de ellas con un tramo totalmente vertical, con lo que eso supone de esfuerzo para una seta de nieve.
    Solo es una opinión más.
    Un saludo.

  • Responder Encorda2 21 Febrero, 2011 a las 11:31 pm

    Gracias Tomás por tu aportación :), la foto la elegí como ejemplo de una seta bien hecha. Me da la impresión que te has enfadado por algo y no sé qué es, lo de la seguridad adicional lo digo por si la seta se rompe, no me refiero al rápel. El post está hecho para personas que nunca han hecho una seta de nieve y quieren aprender, no pretendo hacer un estudio de ingeniería, respecto a que yo saco tangencialmente la cuerda, lo digo porque me enseñaron así no digo que sea ni mejor ni peor, añado que supongo que es porque se somete a menores tensiones al conjunto.
    Quizás no sea ese el motivo, quizás sea que me lo enseñaron hace mucho tiempo, que deba actualizarme y hoy haya sido yo el que ha aprendido de mi propio blog 🙂 todos los días son buenos para aprender algo.

    Saludos, buena actividad y buenas fotos.

  • Responder Encorda2 22 Febrero, 2011 a las 9:01 pm

    He desligado la url de la foto, la tenéis aquí, es la que pone primera seta de nieve, y perdona Tomás por usarla sin permiso.

    http://www.foropicos.net/foro/viewtopic.php?t=12985

  • Responder Tomás 22 Febrero, 2011 a las 9:41 pm

    Disculpas aceptadas.
    Tambien te pido disculpas yo a ti por haber estado tan aspero.
    Me ofusque y entendí lo que no era.
    Un saludo.

  • Responder Tomás 23 Febrero, 2011 a las 5:12 pm

    Hola de nuevo Encorda2,
    Quería puntualizar algo de lo que puse en el primer comentario porque no lo puedo editar y aunque es algo obvio para cualquiera que conozca estas técnicas, puede llevar a confusión a alguien novel en esto.
    Me refiero al comentario que hago sobre el método de hacer una gaza y colocar un mosquetón por el que luego se pasa la otra cuerda. Cuando digo que luego se recupera lógicamente de la cuerda que no tiene la gaza, es obvio que eso es incorrecto porque abrazaríamos más a la seta impidiendo la recuperación. Por tanto hay que recuperar siempre del cabo en el que practicamos la gaza.
    Este método a mi me gusta particularmente, por lo que comentaba de evitar una salida accidental de la cuerda en un péndulo. Por otra parte, considero que no carga mucho más la instalación, porque la carga principal la soporta la espalda de la seta y los comienzos de la curva, en definitiva el sector semicircular superior de la seta. La parte inferior simplemente lo que hace es guiar la cuerda, pero la pequeña presión lateral que pueda ejercer, creo yo que se puede despreciar considerándola como una fuerza de cizallamiento de la base de la seta.
    La espalda de la seta si debe ofrecer un buen canal donde apoyar la cuerda. Todo esto son apreciaciones mías, no es que haya hecho yo un estudio de ingenieria tampoco sobre el tema, pero me parece que tiene una cierta lógica física.
    También quería argumentar un poco el comentario que hice en el foropicos que ahora que lo veo, si que me parece que estuve muy soberbio y vuelvo a reiterar mis disculpas por ello.
    No es con animo de ninguna polémica, solamente mostrarte mi criterio sobre el comentario que haces en tus consejos a la hora de ejecutar una seta de nieve.
    En esos consejos hablas de redundar la seguridad para los que rapelan primero y el último retira esa seguridad adicional.
    No puedo objetar nada al respecto, es lo lógico en un terreno de aventura y siempre que se pueda redundar la seguridad “Habría” que hacerlo.
    Entrecomillo el “habría”, porque aunque estoy de acuerdo, yo normalmente no lo hago y lo explico.
    Como explicaba en mi primer comentario, normalmente todos los años dedico un fin de semana a practicar todos los seguros, casi siempre con motivo de algún amigo que quiere iniciarse y aprovecho a enseñar y a su vez a mi me sirve para practicar.
    Lo que suelo hacer es montar todo tipo de seguros y durante las ocasiones en que he hecho estas prácticas hemos encontrado nieve de casi todas las calidades que se pueden dar, estamos hablando siempre de nieves con un cierto grado de transformación lógicamente.
    Primeramente monto un seguro principal, a su lado, separados, otros dos pasivos unidos por sendas gazas que partiendo del anclaje principal que va a soportar la carga dejaremos con comba para que realmente sean pasivos.
    Me doy unos 25 o 30 m de cuerda y me tiro pendiente abajo de espaldas para coger más velocidad y de esa manera el seguro que aguantará la carga recibe un buen tirón en el impacto.
    Todo esto en una pendiente media (35º-40º), franca, sin ningún obstáculo por medio y acabando en llano por si acaso fallase todo, (aunque sería muy difícil) y que en caso de hacerlo la mayor parte de la energía y velocidad de la caída hubiera sido disipada por los seguros, pudiendo pararme en un momento dado por mis medios.
    Pues bien, dicho todo esto, probamos con todo tipo de seguros que podamos utilizar en nieve tanto para asegurar, como para rapelar: ancla de nieve, estaca de nieve en vertical, la misma en posición de piolet en T, seta de nieve, bolsa de plástico enterrada, piedra enterrada, piolet en T.
    De todos ellos y ya te digo que los he probado con distintas calidades de nieve. Quizás el que peor resistencia ofrece sea la estaca de nieve en vertical que requiere una consistencia de la nieve con buena dureza.
    Aunque en algunas de las pruebas con nieve dura pero no lo suficiente, alguna estaca en vertical ha aguantado hasta un segundo o tercer tirón.
    El resto de seguros se comportan bastante bien hasta con nieves primavera que hay que compactar pisando para obtener una capa sólida.
    La seta de nieve en ese tipo de nieve hay que hacerla de un diámetro exageradamente grande de unos 3m y aún así a veces no se consigue la fiabilidad necesaria para considerarla un seguro fiable como método de fortuna.
    Cuando hice el comentario en el foro de que jamás rapelaría de una seta de nieve de la que no me fiase, aunque sonó como muy soberbio, lo hacía en base al siguiente criterio:
    Supongo que normalmente cualquiera que coloca un seguro en nieve, sea el tipo de seguro que sea, comprueba dando unos tirones fuertes que el seguro está bien colocado.
    Obviamente esto no es ninguna garantía por si sola de que el seguro va a aguantar una caída. Ese tipo de digámosle “olfato” te lo da, en mi caso la experiencia de estas practicas que he comentado.
    Habiendo probado distintas nieves, intuyes que tipo de seguro es más idóneo y si podrá aguantar una caída.
    En el caso del rapel si esta bien realizado; como debe realizarse un rapel en terreno de aventura, con fluidez, sin tirones bruscos para no sobrecargar la instalación; el anclaje no debería soportar más esfuerzo que el peso de la persona que rapela.
    Por tanto en base a mi experiencia confío en mi criterio para saber si la seta va a aguantar y pobre de la seta que no soporte ni el peso de una persona. Si no me fío de la consistencia de la nieve como para tener que reforzar el anclaje redundándolo, yo directamente paso a otro sistema de seguro que me de esa garantía. Además se da la circunstancia que la mayoría de las veces que salgo a hacer montaña, normalmente lidero la actividad y por ello y por sentido de la responsabilidad hacia la gente que me acompaña, el primero que prueba la instalación soy yo, así que si el anclaje falla y alguien se tiene que ir al carajo, en ese caso sería yo mismo. Más me vale tener buen criterio, mi pellejo me estará bien agradecido.
    No podría rapelar de un seguro que me genere esa incertidumbre y esta claro que dos seguros son mejor que uno y dos que tres…
    Pero en montaña y en terreno de aventura la rapidez también cuenta por la posible exposición y estaremos de acuerdo que redundando todos las instalaciones de rapel, entre el tiempo extra montando ese seguro adicional y el que se pierde al retirarlo, sumando varios rapeles se nos puede ir un tiempo muy valioso.
    No quiero que pienses que soy don erre que erre…solamente quería explicarte con más detalle y sin ese tono soberbio del lunes el porque hago las cosas y en base a qué,
    Disculpa la brasa, pero tenía que soltarlo.

    Un saludo cordial, pero de verdad.

    • Responder Encorda2 23 Febrero, 2011 a las 8:19 pm

      Gracias Tomás por tu aportación!, has hecho puntualizaciones importantes acerca de la construcción de la seta y te lo agradezco. Por otro y hablando en general, este blog es un espacio al que acuden principalmente montañeros que se están iniciando o que aunque llevan tiempo quieren iniciarse en otras temáticas que desconocen, por desgracia este blog no lo lee el Sr. Iñurrategui, Simone Moro, Cory Richards ni Denis Urubko. Yo cuando voy a realizar una actividad hago cosas que no las recomendaría aquí, no por que sean difíciles sino por que hace falta bagaje para tener la seguridad de lo que estás haciendo lo haces bien. Lo comento porque Tomás ha hecho una reflexión interesante y es que si no te fías de la seta de nada vale redundar en la seguridad, lo mejor es buscar otra alternativa, yo lo resumí en “si la nieve no tiene condiciones no os molestéis”, y creo que quedó el comentario flojo, ahora creo que se ha explicado mejor.
      El caso es que si es la primera vez que por necesidad la hacéis o aún no tenéis confianza, no está demás añadir seguridad extra. Con el tiempo adquiriréis destreza y las haréis del tirón, porque es verdad que se pierde mucho tiempo en añadir seguros extras. Muy sana la costumbre de Tomás la de dedicarle una tiempo al año para estas maniobras, se nos va el día con las autodetenciones de todo tipo y no hacemos otras cosas que son muy interesantes.
      Tomás todo está olvidado :), lo importante es que este post ha quedado con información interesante, Saludos.

    Pin It
    [ + ]